Iniciar sesión

Bienvenido

LAS VENTAJAS DE TENER UNA CUENTA UNIQLO

  • Envío GRATUITO en tu primer pedido
  • Ofertas exclusivas limitadas
  • Ver tu historial de pedidos
  • Añadir productos a tu lista de deseos

Inicia sesión o crea una cuenta para obtener estos beneficios ahora

  • Regístrate
  • Iniciar sesión
  • FORMACIÓN
    PROFESIONAL
    PARA MUJERES

    Cree en tus habilidades. Mira al futuro

    Aproximadamente el 60% de los trabajadores de las fábricas textiles en Bangladesh son mujeres. * Y, sin embargo, cuanto más alto se asciende en la escala corporativa, hay menos mujeres, lo que consideramos un problema que debe ser abordado. El grupo Fast Retailing se ha asociado con el Organismo de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de la Mujer (ONU Mujeres) para desarrollar un programa de capacitación para empleadas y gerentes masculinos. En 2020 ejecutamos el programa piloto y tuvimos más éxito de lo esperado. En 2021, Fast Retailing Group ampliará el programa a tres fábricas asociadas para brindar oportunidades profesionales a las mujeres. Queremos seguir ayudando a las mujeres de Bangladesh a hacer realidad sus sueños en el futuro.
    *Informe de la industria manufacturera (SMI) realizado por la Oficina de Estadísticas de Bangladesh (BBS) en 2012

    Women Shouldn’t be Defeated by COVID-19
    • Programa básico: 15 horas, 300 mujeres y hombres (seleccionados entre 7.000 trabajadores)
      Las empleadas reciben capacitación en habilidades sociales y se les anima a expresar sus necesidades, reclamar sus derechos y negociar con sus gerentes.
    • Programa avanzado: 80 horas, 100 mujeres candidatas para puestos directivos
      Recibieron capacitación para mejorar su liderazgo y las habilidades técnicas.
    Indicador Respuestas Asistió a los cursos No participó en los cursos
    Ha mejorado el conocimiento sobre los derechos laborales. Mucho 55% 22%
    Ha ganado suficiente confianza como para aceptar un puesto de supervisor. Mucho o suficiente 100% 40%
    Ha aumentado la aspiración a convertirse en supervisor. 79% 33%
    Se siente capaz de discutir un ascenso con su gerente. 50% 10%
    Es más capaz de reconocer la discriminación de género en el lugar de trabajo y en el hogar. 86% 39%
    Se siente más cómoda opinando y dando referencias a los gerentes. 85% -
    Las habilidades de negociación han mejorado. Totalmente de acuerdo 76% -
    Participa más en los procesos de toma de decisiones en la familia y ha aumentado la confianza en la toma de decisiones en asuntos domésticos. 80% -
    • Programa de formación de gerentes: cuatro sesiones, 50 supervisores masculinos, 42 gerentes masculinos de nivel medio y 8 gerentes femeninas de nivel medio.
      Los participantes recibieron capacitación para promover la comprensión del entorno para apoyar a las mujeres en su desarrollo profesional.
      Se incluyeron sesiones para sensibilizar sobre los prejuicios de género que obstaculizan el desarrollo de las mujeres.
      Los participantes también recibieron capacitación para promover la conciencia sobre la igualdad de género.

    Entrevista a 3 mujeres que participaron.
    ¿Cuál es tu sueño?

    Sultana Afrin, 32 años

    Operadora junior

    "He decidido que quiero trabajar en una posición más desafiante", dice Sultana Afrin, que trabaja en una fábrica textil con sede en la capital, Dhaka. Sultana formó parte de un grupo de 50 mujeres que participaron en sesiones de capacitación enfocadas en liderazgo, negociación y habilidades de comunicación. “Antes, pensaba que el trabajo que implicaba salir de la fábrica era 'trabajo de hombres', ahora ya no lo pienso” dice Sultana, quien, armada con sus nuevas habilidades de comunicación, ahora puede transmitir claramente sus ideas, no solo en el trabajo, sino también en casa.
    “No quiero arriesgarme a soñar a lo grande y no alcanzar mi objetivo. Creo en los pequeños, muy pequeños pasos.” Sultana quiere convertirse en gerente de la planta. Actualmente, está trabajando duro para lograrlo.

    Hashi Begum, 28 años

    Operadora junior

    “Quiero que mi hija crezca para ser doctora. Este es mi sueño”, dice Hashi Begum, quien pensaba que el lugar para una mujer era el hogar. Sin embargo, la construcción de una fábrica de costura cerca de su casa cambió por completo su visión.
    “Antes tenía miedo de expresarme, de hacer algo nuevo. Ahora siento que tanto hombres como mujeres pueden hacer todo”.
    Hashi confiesa que está orgullosa de que tanto ella como su marido trabajan y crían a sus hijos juntos. Ella se mantuvo firme en un punto: “Si todas las empleadas pudieran disfrutar de la formación que recibí, la atmósfera en la fábrica y el ambiente de trabajo mejorarían. Las mujeres podrían defender sus derechos y asegurar un futuro mejor.”

    Pryanka Rani Saha, 20 años

    Gerente de Control de Calidad

    “He aprendido a manejar el estrés y he recibido varias sugerencias sobre cómo realizar mi trabajo correctamente, independientemente de las circunstancias”, dice Pryanka Rani Saha, quien, hace cuatro años, se incorporó a una fábrica de ropa en la división de Mymensingh. Allí conoció a un hombre, los dos se enamoraron y decidieron casarse. La pareja ahora vive una vida nueva, dividiendo las tareas del hogar y respetando los objetivos de cada uno: este es un enfoque extremadamente progresista para Bangladesh. Pryanka sueña con que algún día su país se convierta en un modelo para el mundo. "Quiero que Bangladesh sea un país seguro y libre donde las mujeres puedan caminar solas por la noche", dice Pryanka, que se enorgullece de poder hablar abiertamente con su marido y sus padres. Las mujeres que tienen nuevos valores intentan llevar al país hacia un futuro mejor.”